top of page
  • Histopedia de Puerto Rico

Diego Salcedo y la Batalla de Yagüecas

Actualizado: 5 nov 2022



DIEGO SALCEDO Y

LA BATALLA DE YAGÜECAS


Introducción

En el año 1510, el alguacil mayor de Puerto Rico, Cristóbal de Sotomayor, estableció un poblado en el yucayeque Yagüecax, al oeste de la Isla, y lo llamó Villa de Sotomayor.

Junto a un gran grupo de colonos españoles y los taínos que le fueron asignados en las encomiendas, construyeron sus aldeas y todo lo necesario para comenzar con la extracción del oro, y enviarlo a Santo Domingo para su fundición. Esto fue un acuerdo que se hizo en una reunión que se efectuó en el mes abril de 1509, entre Juan Ponce de León, el cacique Agüeybaná y el entonces Gobernador de las Indias, Nicolás de Ovando, en Concepción de la Vega.

Por su parte, Guaybaná (quien se cree era sobrino de Agüeybaná, según la ley de sucesión de los cacicazgos) fue referido por su cacique para ayudar en todo lo que necesitara Cristóbal de Sotomayor.

Guaybaná vivía en Guaynía con su encomendero Sotomayor. A éste se le conoce también como Agüeybaná el Bravo, pero éste nombre le fue dado más adelante debido a sus ejecuciones.


Monumento de Agüeybaná el Bravo en Ponce

Urayoán

El cacique Urayoán era el Jefe de Yagüecax, donde estaba ubicada la Villa de Sotomayor. Este poblado tenía ya un gran número de colonos españoles.

Por el acuerdo que se había hecho en el 1509, los nitaínos dirigían a los naborias para ayudar a los españoles en la extracción de oro. Sin embargo, ya para ese tiempo, éstos estaban sintiendo disgusto por el trabajo excesivo que hacían, así que, Urayoán mandó a varios de sus nitaínos a vigilar a uno de los soldados españoles para atacarlo cuando éste se encontrara solo, sin los demás soldados. De esta manera comprobarían la fortaleza y/o naturaleza de los españoles.


Diego Salcedo

El primer español que los taínos atacaron fue Diego Salcedo, a quien lo tomaron por sorpresa y lo ahogaron en, lo que conocemos hoy como el Río Grande de Añasco.


Monumento del Ahogamiento de Diego Salcedo en Añasco

Cuenta la leyenda, que los taínos pensaban que los españoles eran dioses, y al ahogar a Salcedo, se dieron cuenta que no era así.

Sin embargo, existe otra teoría donde se cree que este grupo de taínos malinterpretó la doctrina Cristiana que trataron de enseñarle los españoles católicos, quienes les explicaban que Jesucristo resucitó al tercer día después que lo cruxificaron.

Esta teoría proviene del hecho que, después que mataron a Salcedo, estuvieron velando su cuerpo por tres días para ver si revivía, pero al ver que se descompuso, pensaron que todo había sido un engaño.


Agüeybaná El Bravo

Luego de la muerte de Salcedo, en el 1511, Agüeybaná el Bravo organizó un ataque contra los españoles, y convocó a otros caciques a una reunión para preparar el plan.

[Algunos historiadores han sugerido que el Bravo fue quien le dio muerte al cacique Agüeybaná porque no estaba de acuerdo con el tratado de paz que éste había hecho con Juan Ponce de León. Otros indican que el Bravo tenía alianzas con los caribe, y por eso su comportamiento era violento.]

El intérprete Juan González, quien conocía la lengua y las costumbres de los taínos, se disfrazó y se pintó como ellos para poder infiltrarse en el areyto, y pudo escuchar el llamado que estaba haciendo el Bravo a los caciques.


(Ver: Juan González, Intérprete de los Taínos)

https://www.histopediadepuertorico.com/post/juan-gonz%C3%A1lez-int%C3%A9rprete-de-los-ta%C3%ADnos


Este hablaba de atacar la Villa de Sotomayor y terminar con su vida. Además, comenzarían una rebelión, utilizando sus flechas, macanas y lanzas.

Al escuchar el plan, Juan González fue inmediatamente a avisarle al Alguacil Mayor, Cristóbal de Sotomayor, pero aún así, éste encontró la muerte.

En Yagüecax, los indios quemaron las aldeas y mataron a los soldados que se encontraban en la villa. Estos repeleron el ataque, pero no estaban preparados ya que los tomaron por sorpresa, y murieron en batalla. Además, en comparación con los taínos, el número de soldados españoles que había en ese momento, era muy poco.

A esta revuelta se le conoce como la Batalla de Yagüecas.


Batalla de Yagüecas

Algunos historiadores concuerdan en que los taínos eran impulsados por el deseo de volver a tomar para sí la isla de Borikén, y esto los llenó de coraje y valentía, pero hay otros que indican que en la Isla se habían infiltrado los indios caribe, y debido a esto, algunos de los taínos ya estaban comenzando a ponerse agresivos.

Juan González fue gravemente herido, pero aún así pudo llegar a Caparra junto con los demás soldados sobrevivientes. Allí se refugiaron y se reunieron con Juan Ponce de León.

Este escogió los soldados más diestros y las mejores armas, y preparó la defensa. Entonces, el gobernador y comandante envió a los soldados a Yagüecax a combatir a los nativos.

Muchos de los taínos murieron junto a Agüeybaná el Bravo, ya que, los soldados que llegaron de Caparra usaban armas de fuego. Otros fueron capturados.


Respuesta de la Corona

Cuando la noticia de la muerte de Sotomayor llegó a oídos del Rey Fernando, éste se llenó de mucho dolor y coraje ya que Sotomayor era muy cercano a él y a su familia. Esto hizo que ordenara atrapar a todos los nativos y marcarlos con la letra F en su frente, utilizando un hierro caliente, para mostrar que pertenecían al Rey Fernando.


(Ver: Cristóbal de Sotomayor Fundador del Segundo Poblado en Puerto Rico)

https://www.histopediadepuertorico.com/post/crist%C3%B3bal-de-sotomayor-y-fundaci%C3%B3n-del-segundo


Algunos taínos que no batallaron, decidieron someterse y asimilar las costumbres de los españoles. A las hembras, las tomaron como sus mujeres, comenzando así con el mestizaje en la Isla.

Los que lograron escapar, se unieron a los caribe que se encontraban en las Islas Vírgenes, para planificar una nueva resistencia contra los españoles. Estos preparaban guerrillas a las que llamaban guasábaras.

Junto a los caribe, los taínos comenzaron a hacer expediciones a la Isla, frustrando los planes de colonización de los españoles. Los constantes ataques de los indios impulsaron a los españoles a redoblar sus estrategias militares, así como las armas.

Reforzaron sus villas con armamento y redoblaron la guardia en los establecimientos mineros y agrícolas, logrando vencer a los taínos en las batallas. Además, comenzaron a hacer expediciones a las Antillas Menores para cazar a los indígenas.


Españoles Cazando a los Nativos

Los que habían tomado como esclavos, morían de depresión y de cansancio por el exceso de trabajo. Así, lentamente continuó el exterminio de la raza taína.


Fin de la esclavitud taína

En 1540, para el tiempo de la Inquisición, el Obispo Rodrigo de Bastidas fue nombrado a Puerto Rico, y comenzó a estudiar la situación actual económica y gubernamental de la Isla, para hacer los cambios necesarios. Y gracias a la larga lucha que tuvieron Fray Bartolomé de las Casas y Fray Antonio de Montesinos a favor de los taínos, El Rey Carlos I (nieto de los Reyes Fernando e Isabel) decretó su libertad, y fue puesta en vigor por el Obispo Rodrigo de Bastidas en 1542, casi treinta años después de la Batalla de Yagüecas.

Poco a poco, los taínos que recobraron su libertad, fueron trasladándose hacia el centro de la Isla, a lo que conocemos hoy como Indiera.

Según el historiador y dramaturgo Salvador Brau, en el censo de 1797 tomado por los españoles, había 2,312 taínos "no cruzados aún con las otras dos razas" (española y africana).

Bibliografía

Estudios Sociales 2, 3, 4. Ediciones Santillana, Inc., Guaynabo, PR. 2014.


https://en.m.wikipedia.org/wiki/Ag%C3%BCeyban%C3%A1_II

https://panoramacultural.com.co/index.php?option=com_content&view=article&id=4684:los-caribes-colombianos&catid=21&Itemid=145

https://www.photos.edu.pl/media/B0WADqSD4Dk-180-wepa-a-la-gente-for-those-ke.html

Miller, Paul G. Historia de Puerto Rico. Rand Mc Nally & Company, Chicago IL. 1922.

Puerto Rico: Historia, geografía y sociedad. Ediciones SM, Cataño PR. Edición revisada y ampliada, 2018.


Picó, Fernando. Historia general de Puerto Rico. Ediciones Huracán, Inc., San Juan, PR, Novena edición, 2004.

SUBSCRÍBETE Y DALE ❤


1907 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page